Biotecnología, Blockchain y Ají Picante

¿Por qué las empresas mexicanas aman los jalapeños?

0

“No repetiré las palabras exactas que salieron de mi boca, pero puedo asegurarles que me ardió terriblemente”. Estas fueron las palabras de Alejandro Torres, en ese entonces candidato a Ph.D. en México, un día que, luego de haber limpiado el laboratorio, se tocó accidentalmente los ojos. Exclamó sorprendido que, por casualidad, se las había arreglado para producir capsaicinoides, el compuesto picante que se puede encontrar en los chiles, conocido por condimentar platos típicos de México.

Su emprendimiento Applied Biotech, ahora está trabajando en la ingeniería de este ingrediente para una amplia gama de usos fuera de la cocina, incluyendo pesticidas naturales y aerosoles de pimienta para autodefensa. En el sector de emprendimientos en México, los chiles han demostrado ser mucho más que un condimento popular e inspiran a mentes expertas trabajando en asuntos que van desde la biotecnología hasta blockchain.

Los habaneros tienen una calificación de hasta 350.000 en la escala de Scoville, el “estándar de oro” para medir el picante. Parece demasiado picante incluso para muchos mexicanos, ya que el rey indiscutible de los coloridos pimientos es el Jalapeño, un poco más suave, que representa aproximadamente el 30% de la producción agrícola en el país.

Pesticida natural hecho con extracto de chile

Mientras que los fanáticos de la cocina dentro y fuera de México condimentan su comida con mucho picante, la mayoría de los animales, insectos, hongos o bacterias parecen mostrar mucho menos afecto por el mismo. Como resultado, el extracto de chile se puede usar como un sustituto natural de los pesticidas químicos para disuadir a las plagas.

Además, mezclado en revestimientos para cables o pintura marina, ayuda a proteger contra las picaduras o la biodegradación. Y, en los seres humanos, se puede usar para crear cremas que alivian el dolor, o se puede mezclar con aerosoles de pimienta para seguridad personal.

Sin embargo, aislar al capsaicinoide —el ingrediente que produce la quemadura aguda en el paladar—, se ha presentado como un verdadero desafío. De hecho, producir aproximadamente 1kg de capsaicinoides requiere alrededor de 5 toneladas de pimientos jalapeños, es decir, alrededor de 30 canchas de fútbol de una sola cosecha.

La esencia se produce a través de un proceso de biotecnología artificial pero “ecológica”, dado que la empresa quiere contribuir a optimizar el uso de tierras. Además, “no solo se pueden optimizar las tierras agrícolas, sino también el uso de menos productos químicos. También tenemos relativamente poco desperdicio porque podemos reutilizar muchos de los ingredientes de la producción ”, dice Torres sobre su misión sostenible. Su equipo trabaja con un especialista mexicano del Instituto de Biotecnología de la UNAM en Cuernavaca, quien fue invitado este año a los Países Bajos como parte del Acelerador HighTechXL.

Criptomoneda de habaneros: la tendencia blockchain más picante

El emprendimiento de biotecnología para plaguicidas naturales no es la única tendencia “picante” en el sector tecnológico ni de empresas innovadoras de México. Los inversorsionistas que buscan algo caliente ahora pueden salpicar su portafolio con la primera criptomoneda respaldada por el chile.

Con el nombre de agrocoin, los tokens digitales basados en blockchain están respaldados por habaneros chilenos cultivados en México y se introdujeron por primera vez en el mercado este año. Cada 500 agrocoin se relaciona directamente con un metro cuadrado de producción de chile en el estado de Quintana Roo, en la península de Yucatán.

Detrás de esta inusual moneda está el emprendimiento mexicano Amar Hidroponia. La compañía se ha convertido recientemente en el ”Rey del Habanero” por la revista Entrepreneur y se ha establecido recientemente como el mayor productor mundial de esta especia, según informan los medios mexicanos.

“Tuvimos mucha gente que quería invertir con nosotros, pero con menos dinero”, explicó Rodrigo Domenzain, el presidente de Amar Hidroponia. Esta es una de las razones por las que recurrió a la tecnología blockchain para mejorar sus finanzas.

No es la primera vez que las verduras entran en el territorio blockchain. A principios de este año, Prodeum, una empresa de criptomoneda respaldada por productos que prometían revolucionar el sector de las frutas y verduras, hizo furor al estafar a los inversionistas y huir con el dinero sin dejar rastro. Pero incluso con el amargo sabor de este asunto aún persistente, los inversionistas todavía parecen estar ansiosos por probar la variante más inteligente de las criptomonedas. El emprendimiento mexicano afirma que ya ha vendido 50.000 agrocoins del millón que planea emitir.

El chile se cocina con innovación y emprendimiento

Los chiles no solo son patrimonio nacional, sino que también son una gran oportunidad de negocios para el país. Los chiles son actualmente la tercera exportación más grande de México, alcanzando el año pasado un valor de casi mil millones de dólares, según la Agencia Mexicana para la Comercialización y el Desarrollo del Servicio Agrícola (ASERCA). En todo el mundo, hay numerosos ejemplos de emprendedores inteligentes que capitalizaron en la especia popular, como el empresario estadounidense Ed Currie, un “ex adicto” que se convirtió en millonario al crear una gama de salsas picantes “infernales”.

En México, más emprendimientos pueden esperar si la clásica salsa picante se mezcla con la última tecnología y un poco de innovación. El pimiento pequeño todavía está lleno de sorpresas: a principios de este año, un científico mexicano descubrió una molécula de la especia que podría curar la obesidad.

Además, internacionalmente, los científicos están investigando si la potente especia podría reducir el riesgo de cáncer. El sector de chile de México sigue siendo un tema candente para nuevas ideas —solo recuerden no tocarse los ojos—.

La versión original escrita en inglés por Valentina Cullmann se publicó en LATAM Tech.

¿Te gustó el artículo? ¡Puedes apoyar a Héctor Ruilova en Patreon!

Deje un Comentario

Su correo electrónico no será publicado.